Plan de Pensiones (27-01-2009)

En el pleno del CI del pasado 14 de enero, con los exclusivos votos de CCOO y UGT, se renovó la Comisión de Control, donde repiten 8 de los 12 miembros de la Comisión saliente, tras rechazarse de nuevo el sistema de elección directa entre partícipes y beneficiarios.

La misión de la Comisión de Control es velar por la buena marcha del plan, y esa misión, desde luego, no se ha cumplido. ¿Por qué entonces se ha renovado la confianza en la Comisión de Control, cuando por los nefastos resultados lo que se MERECEN ES EXIGIR SU DIMISIÓN EN PLENO?

¿Qué es, entonces, lo que se valora de la gestión de la Comisión de Control para determinar su continuidad o no? Desde luego, los resultados del plan de pensiones no. Entonces, ¿qué? ¿Las comisiones de la gestora? (resulta irónico que hayamos pagado más de 13 millones de euros a unos gestores que nos han hecho perder 1.200 millones de euros en un solo año, y que sean éstos los únicos que obtengan beneficios).

Y nosotros, erre que erre con que se vuelvan a celebrar elecciones a la Comisión de Control.
¿Por qué tanta insistencia?

Porque tendríamos voz y voto todos los partícipes y beneficiarios del plan, con lo que muy probablemente se marcaría una política de inversiones más conservadora (más del 50% ya no están en la empresa y superan los 50 años de edad).

Porque la gestión sería también más transparente, con más ojos observando la misma. Debemos recordar que, a pesar de haberlo solicitado en múltiples ocasiones al pleno del CI, nunca ha comparecido la Comisión de Control para darnos la más mínima información.

Sirva de ejemplo sangrante y reciente de falta de transparencia lo ocurrido con la posible afectación del Plan por la quiebra de Lehman Brothers en septiembre de 2008: ¿por qué los trabajadores de Telefónica tenemos que enterarnos por la prensa de que podríamos tener pérdidas que podrían llegar a alcanzar los 80 millones de euros? (Ver Expansión, 15 de enero). Esta noticia ha sido, sin duda, intencionadamente ocultada por los miembros de la Comisión de Control, ya que ni ha aparecido en la página web del plan ni en el boletín del mes de octubre (a diferencia de lo ocurrido con la estafa Madoff, donde al día siguiente se informó ampliamente a la plantilla de que no afectaba al plan).

CCOO y UGT, nuevamente haciendo valer su mayoría en el CI, han querido renovar, por el motivo que sea, la confianza en una comisión que ha ocultado deliberadamente información al trabajador y le ha llevado a perder 20.000 € de media en un solo año(2).

Nos preguntamos si el trabajador les seguirá renovando su confianza.

1.-Desde cuando no se publica la lista de los miembros de la Comisión de Control en los boletines trimestrales.
2.- Destacar que, según el último informe de la asociación de inversiones colectivas (www.inverco.es), el 70% de los partícipes de fondos de inversión han tenido en el año 2008 rentabilidades positivas, a pesar de la crisis bursátil.

Entradas relacionadas

Ir arriba