SE TERMINÓ EL VERANO, SE TERMINÓ EL TRABAJO

Una vez finalizado el verano, vuelve la destrucción masiva de puestos de trabajo.

No es algo que nos coja por sorpresa porque todos los años ocurre lo mismo, antes del comienzo del verano aumenta la contratación para cubrir vacaciones, aumento puntual de volumen de trabajo, etc. y aparece el gobierno anunciando a bombo y platillo esa inmensa subida en las contrataciones y felicitándose por lo bien que lo están haciendo en cuanto al tema laboral.
La parte que no suelen contar de forma tan efusiva, o que directamente no cuentan, es la de la temporalidad y precariedad de los mismos ni tampoco que ocurre cuando termina el período estival.
Este año, una vez finalizado el verano, se han destruido casi 180.000 puestos de trabajo, la cifra mas alta desde el año 2008 y estos datos no mejoran, el 31 de agosto de este año se ha marcado como el día que ha batido el récord de trabajadores despedidos en toda la historia.
Tenemos un gobierno que bate récords en precariedad laboral gracias a las reformas laborales actualmente vigentes.
Pero lo que mas enfermos nos pone en el STC es ver al presidente del gobierno felicitándose por la recuperación económica y la bajada general del desempleo incluso después de haber sido publicados los datos que hemos mencionado anteriormente.
Por supuesto, en general, menos parados de forma global que en años anteriores, pero a que precio; aumento de la temporalidad, salarios más bajos y en general puestos de trabajo cada día más precarios. Desde el STC no entendemos que clase de mejoría puede ser esta.
Desde el STC volvemos a denunciar la precariedad laboral a la que nos han estado llevando las sucesivas reformas y queremos abogar de nuevo por una modificación en dichas reformas que nos permita un trabajo digno.

Entradas relacionadas

Ir arriba